jueves, 30 de julio de 2020

¿Conoces el sistema de distribución?

El sistema de distribución tiene como misión principal abrir y cerrar las válvulas de forma sincronizada con los pistones, controlando la entrada y salida de los gases en el cilindro para hacer posible la realización del ciclo de trabajo de cuatro tiempos. Se encarga también, en muchos casos, del accionamiento necesariamente sincronizado de los sistemas de encendido o alimentación, cobrando por ello doble importancia en el trabajo del motor. Su diseño y correcto funcionamiento definen sobremanera el rendimiento y comportamiento del motor, resultando pues tan necesario como determinante en cuanto a elasticidad, consumo,  potencia y producción de sustancias contaminantes o nocivas para la salud.

Los elementos principales que pueden formar parte del sistema de distribución son:



Árbol de levas
Cigüeñal
Ruedas dentadas
Sistema de mando (cadena o correa)
Tensor
Elementos intermedios
Válvulas

Tipos de distribución

El sistema de mando, se encarga de transmitir el giro generado por el cigüeñal hasta el árbol de levas. Puede hacerse mediante diferentes sistemas dependiendo de la localización del árbol de levas, de las características del motor y del diseño de este. Se pueden encontrar 3 sistemas e incluso combinaciones de ellos:




En el siguiente vídeo os dejamos la explicación del proceso de sustitución y mantenimiento de la correa de distribución sobre Dacia Duster, información por cortesía de la plataforma de formación Campuseina


A modo de ejemplo y por cortesía de la plataforma de soluciones de averías Einavts os adjuntamos un ejemplo entre muchos de los que se pueden encontrar en la web.

Como conclusión, la distribución es uno de los elementos clave para el correcto funcionamiento del motor de nuestro vehículo. No realizar el mantenimiento en los intervalos marcados por el fabricante puede conllevar en una grave avería del motor, la cual tendrá un coste de reparación elevado. Una avería en el sistema de distribución puede causar problemas mecánicos como válvulas dobladas o rotas, perforación de pistón, incluso una rotura de bloque.

Si la distribución se encuentra fuera de punto, podría hacer que el vehículo no arranque y en el caso de que arranque, el motor tiemble o cause fuertes ruidos. Incluso podemos tener problemas con los gases de escape, observando que el vehículo expulsa excesivo humo.

A la hora de circular con el vehículo podemos detectar una falta de potencia y a ralentí dificultades para que el vehículo se mantenga encendido por la variación del cruce de válvulas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Muchas gracias por su interés y su comentario! Disculpe las molestias, no solemos responder comentarios, pero estamos seguros que los demás lectores lo harán
!Que tenga un buen día!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...