martes, 14 de febrero de 2017

Trabajos en el sistema de frenos en vehículos híbridos y eléctricos (I)

En esta primera entrega hablaremos del sistema usado por Toyota y como manipularlo.

Uno de los sistemas de frenado de los vehículos híbridos es que utilizan los motores eléctricos de tracción como generadores de corriente para aprovechar la energía en las reducciones de velocidad, así cargar la batería HV y además sirve de freno regenerativo al vehículo.

Pero no va a ser suficiente para parar el vehículo y para ello monta un sistema de freno hidráulico distinto a lo que estamos acostumbrados. 
Grupo electrohidráulico principal
Debido a que el motor de combustión no siempre está en marcha y que Toyota utiliza motores térmicos de ciclo Atkinson donde el vacío en el colector de admisión no existe, se ven obligados a montar complejos sistemas de freno en los que no hay pulmón de ayuda a la frenada por depresión (Servo freno) por lo que la manipulación de dichos sistemas es distinta a la convencional.

Ayuda de pedal o servofreno inexistente en estos vehículos

Los componentes del sistema de freno ECB (Electronic Brake Control) de Toyota son los siguientes:

Reforzador de freno

Este módulo integra la bomba de frenos principal, la unidad de control, el simulador de recorrido de pedal y un grupo de sensores de presión y electroválvulas.



Conjunto de la bomba del servofreno

Lo componen una bomba de freno secundaria, un motor eléctrico (bomba de presión) y un acumulador de presión (esfera con nitrógeno).

Conjunto de la bomba del servofreno

El resto de componentes son iguales a los sistemas convencionales de freno actuales, con sus discos, pastillas, pinzas, sensores, tubos y purgadores.

Mantenimiento del sistema de frenado


CUALQUIER PROCESO DE MANTENIMIENTO O REPARACIÓN DEL SISTEMA DE FRENOS (BOMBA, PASTILLAS, DISCOS, ETC), EXIGE PARAR EL MOTOR DE LA BOMBA Y DESCOMPRIMIR EL ACUMULADOR Y EL GRUPO ELECTROHIDRÁULICO DE LOS FRENOS.

Para ello se debe activar el modo ECB Invalid, siguiendo los siguientes pasos:

· Abrir el capó y esperar como mínimo 2 minutos a que el sistema de frenos entre en reposo

· Desconectar el interruptor del nivel del depósito de líquido de frenos

· Hasta que no esté desconectado el interruptor de nivel, no se ha de pisar el pedal de freno   ni abrir ni cerrar las puertas.

· Conectar un equipo de diagnosis y accionar el contacto

· Acceder al sistema de frenos / Activaciones / ECB Invalid

· Pisar repetidamente el pedal de freno más de 40 veces.

· Asegurar que no haya presión en el circuito, el pedal debe quedar duro.

En caso de no disponer de equipo de diagnostico se puede intervenir en el sistema desconectando la batería auxiliar de 12 v. y a continuación efectuar los dos últimos apartados del proceso anterior.

En este punto podremos intervenir en el sistema normalmente.


Sustitución del líquido de frenos

Al tratarse de un sistema con un número superior de electroválvulas y estar siempre bajo presión, el fabricante nos obliga a la sustitución del líquido de frenos (DOT 4) cada dos revisiones, o sea  cada     30. 000 km o 24 meses.

Para dicha operación con su correspondiente purga hemos de disponer de una maquina de diagnosis adecuada y seguir los pasos que nos vaya dictando.

Existe un método manual para desactivar las funciones de la unidad de control de frenos ECB y poder proceder a la purga parcial o por sectores.


Diagrama del proceso manual de la desactivación de funciones de la ECB

NOTA:

La invalidación de este modo ECB se desconecta automáticamente si:

· Se pone el vehículo en marcha “Ready”

· La velocidad deja de ser 0 km/h

· La palanca de cambio se mueve de la posición P

· Se suelta el freno de estacionamiento

· Se quita el contacto

Purga ruedas delanteras:

Procedimiento clásico, pisando repetidas veces el pedal de freno, aguantar pisado, abrir y cerrar el tornillo de purgado de una rueda. Repetir la operación hasta que salga líquido nuevo y sin burbujas de aire. Efectuar la misma operación en la otra rueda.

Purga ruedas traseras:

El circuito hidráulico a las ruedas traseras procede directamente de la bomba eléctrica de presión. Por lo que no dependerá de la presión que hagamos en el pedal de freno. Por lo que colocaremos un tubo en el tornillo de purga trasero izquierdo, abriremos el tornillo de purga (se pondrá en marcha la bomba por la caída de presión) y cuando salga líquido nuevo cerraremos. Repetiremos la operación en la rueda trasera derecha.

Purga del simulador de carrera:

SOLO SE PUEDE EFECTUAR CON MÁQUINA DE DIAGNOSIS




No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...